CORRER

Correr es una pasión

Podría arriesgarme a decir que la pasión por correr se convierte en una filosofía de vida. Todo aquello que era tan difícil, tanto que nunca creíste capaz de dominar lo haces de manera inconsciente y ves, con alegría, que las marcas imposibles se convierten en realidad.

Correr es una pasión que una vez te atrapa es difícil escapar de sus manos. Ni los malos momentos, ni las derrotas consiguen romper el hechizo que te tiene bajo sus redes. No importa las veces que caigas, las veces que choques contra el muro de la decepción ni las veces que esa voz dentro tuyo te alienta a tirar la toalla

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *